Caldera de Condensación

Calderas de condensación

¿Qué es una caldera de condensación?

Una caldera de condensación es una máquinas que produce agua caliente a baja temperatura, entre 40-60 ° C, y su principal característica y diferencia frente a las calderas convencionales atmosféricas, estancas y de Bajo Nox, es que las calderas de condensación reutilizan parte del vapor de agua generado por la combustión. Otorgándoles un alto rendimiento y por lo tanto emisiones más reducidas de CO2.

¿Cómo funciona una caldera de condensación?

Todas las calderas, incluidas  las calderas de condensación, utilizan como combustible para su funcionamiento los denominados hidrocarburos, gas natural, GLP (Gas licuado de petróleo) o gasóleo.

Los hidrocarburos son compuestos orgánicos, formados por átomos de carbono (C) e hidrógeno (H), cómo podemos ver en la imagen,  su estructura se forma con un centro de átomos de carbono unidos por átomos de hidrógeno.

gas calderas de condensación

Cuando estos dos elementos se combinan con oxígeno (O2), generan agua en estado gaseoso (H2O) y dióxido de carbono (CO2).

De este resultado obtenemos que por cada kg de agua generada de la combustión, en forma de vapor, se generan hasta 2.260 kilojulios (KJ) de energía térmica, si esta se condensase.

En las calderas estancas, atmosféricas o Bajo Nox, esta energía se desperdicia, enviándola al exterior, a la atmósfera.

La tecnología de las calderas de condensación es capaz de  aprovechar el calor generado en la combustión en forma de vapor, los mencionados 2.260 Kj por kg de agua.

Para poder condensar y reutilizar  el vapor, las calderas de condensación necesitan tratar el agua a una temperatura de entre 60 y 70 grados centígrados (las calderas convencionales, trabajan a 90 grados) y evacuar los gases a una temperatura inferior a los 100 grados, por lo que no se desperdicia esta temperatura, que en las calderas convencionales llega a ser de hasta 150 grados.

funcionamiento caldera de condensación

Esquema de funcionamiento de calderas de condensación.

1- Entrada de gas.
2- Entrada de aire.
3- Salida de gases quemados.
4- Retorno desde emisores.
5- Ida a emisores.
6- Agua condensada.

Rendimiento de las calderas de condensación.

Dado que las calderas de condensación reutilizan el vapor generado en la combustión, el rendimiento es llega a ser de hasta un 120%. Esto se explica por el hecho de que las calderas convencionales, tienen un poder calorífico de entre un 70 y un 90%, y esta nueva tecnología de las calderas de condensación y su aprovechamiento, incrementa el poder calorífico estándar, marcando incrementos en la eficiencia. Por esta razón las calderas de condensación se consideran mayores en rendimiento.

Beneficios de las calderas de condensación:

Cómo comentamos, el incremento en el aprovechamiento del poder calorífico, conlleva una disminución en el consumo de combustible, por lo que con las calderas convencionales podemos llegar a ahorrar hasta un 30% más en el consumo de gas.

Son más ecológicas ya que reducimos las emisiones de CO2 emitidas. Y por tanto contribuimos a la sostenibilidad del medioambiente.

A largo plazo son más económicas, aunque a priori son un poco más caras que las calderas convencionales, las calderas de condensación nos permitirán ahorra hasta un 30% más en el consumo de gas.

Marcas recomendadas en calderas de condensación.

Infocalderas confía en las marcas líderes en calderas de condensación, y somos distribuidores oficiales de las marcas más prestigiosas en este sector.

Junkers, Vaillant, Saunier Duval, Intergas, Sime, son nuestras preferidas y que por experiencia como vendedores, nos otorgan las máximas garantías de calidad.

Precios de calderas de condensación.

Los precios de las calderas de condensación varían según el modelo y potencia, hasta por la marca. Podemos encontrar una caldera de condensación de alta calidad como la Sime Brava DGT HE 25, por sólo 775 € iva no incluido.

Esta caldera de condensación Sime, fabricante Italiano, con más de 25 años de experiencia en la fabricación de calderas, dispone de un intercambiador de calor de acero inoxidable, que nos garantiza una alta durabilidad y eficiencia, ya que al ser de acero inoxidable nos evitamos que por la dureza del agua, este se calcifique y nos vaya llegando cada vez menos presión de agua, se nos pare la caldera y tengamos que llamar al servicio técnico para efectuar  una reparación de emergencia del intercambiador. (el intercambiador de calor es uno de los elementos básicos de las calderas, en él fluye el agua y se calienta para poder ser distribuido).

 

Instalación de una caldera de condensación y precio.

Tal y como hemos explicado anteriormente, a diferencia de las calderas convencionales, las calderas de condensación necesitan una salida para poder evacuar los condensados.

Por esto debemos tener en cuenta antes de comprar una caldera de condensación disponer de un sistema de evacuación de saneamiento (un desagüe).

El  precio básico de instalación de una caldera de condensación, puede rondar los 270 euros, IVA incluido.

 

Ventajas y desventajas

Ventajas
Ahorro energético, mayor rendimiento, menos emisiones contaminantes, ahorro de hasta un 30% en la factura del gas, permiten mayores longitudes de salida de gases, modulación.

Desventajas
Caldera con un precio más elevado, instalación un poco más compleja, necesita desagüe en la instalación.